oscar leyva

Grandes éxitos de España en la Copa Davis

España es sin duda el país protagonista en el nuevo siglo en la Copa Davis. A pesar del cambio de formato han vuelto a triunfar logrando la sexta Ensaladera en sus vitrinas. Repasamos como han sido estos años inolvidables llenos de éxito para el combinado español en esta competición.    https://imasdk.googleapis.com/js/core/bridge3.469.0_en.html#goog_1254842989480p low geselecteerd als afspeelkwaliteit

El comienzo del siglo XXI significó para el equipo español de tenis un antes y un después en lo que a palmarés se refiere. La conocida `Armada Española´ comenzó un glorioso periodo de triunfos sin precedentes que situaron al equipo español entre uno de los referentes a nivel mundial. El último título de finales de noviembre sirvió como colofón a una impecable trayectoria con muchas más luces que sombras.

Pese a tratarse de un deporte individual, la Copa Davis siempre ha sido uno de los torneos referentes en el deporte de raqueta. El hecho de que varios jugadores compitan bajo la bandera de un mismo país provoca que un mayor número de aficionados muestren interés en el torneo en cuestión, por aquello del sentimiento de pertenencia. El punto de inflexión en la trayectoria del equipo español ha sido Rafael Nadal sin duda alguna. No obstante, ni ha sido el único baluarte ni tampoco fue él quien inició la gloriosa senda de triunfos del conjunto español.

La primera Ensaladera

El primer gran título de España en la máxima competición por equipos se produjo en diciembre del año 2000. En aquella ocasión, los tenistas que protagonizaron la gesta fueron Albert Costa, Juan Carlos Ferrero, Joan Balcells y Alex Corretja. El Palau Sant Jordi lució de gala para la consecución de un título histórico ante la potente Australia de Hewitt y Rafter. Se disputó sobre tierra batida y España venció por un marcador de 3-1, dando paso a la gran racha de la que a día de hoy presumimos.

El inicio de la Era Nadal

El segundo gran triunfo también fue en España, en la Cartuja de Sevilla. En esta ocasión, el plantel era otro y también los protagonistas. Carlos Moyá y un jovencísimo Rafael Nadal fueron los encargados de los duelos individuales, mientras que Ferrero fue delegado a los dobles junto a Tommy Robredo. Capitaneados por Jordi Arrese, España logró vencer por 3-1 en una exhibición de liderazgo y talante de Carlos Moyá, pero donde sin duda el jugador revelación fue el joven de Manacor, que logró vencer ni más ni menos que a Andy Roddick.

Con información de canal de tenis

Relacionadas: